21 enero 2018
Maltrato animal

En la reunión de la Unidad Esculta Argos, celebrada el día de ayer, se tuvo como actividad central: la concienciación contra el maltrato animal. A través de diversas actividades, durante la mañana, en el horario normal, se trató de concienciar de la situación de los animales, de empresas que utilizan a los mismos con fines comerciales, ya sea como productos por sí mismos o como componentes de productos que están a la venta. Del mismo modo se intentó que ellos mismos sintieran algo parecido a una persecución para ser cazados por otros compañeros. También se les informó sobre la cantidad de animales que son sacrificados con el único fin de que nosotros, como consumidores, podamos comprar ese abrigo que tanto nos gusta.

Por la tarde, continuando con la misma temática, se realizó una visita al Refugio San Jorge, de la capital cacereña, donde tuvieron una mayor aproximación a la situación de los animales abandonados. Encontramos muchos galgos, que no sirven o perdidos como consecuencia de su uso en actividades cinegéticas. Un pastor alemán, un chachorro de diez meses, muy bonito y allí abandonado. Perros sin raza, pero con unas tremendas ganas de contacto humano. Nosotros colaboramos en un paseo e intentamos que nuestros jóvenes Escultas se concienciaran de la situación de estos animales. Como curiosidad, podemos decir que una de nuestras escultas ya tenía un perro adoptado hace unos años procedente de este refugio.
Debemos agradecer la ayuda y colaboración de Scouters de la sección de Castores (Toñi y Mayte) y de la sección de Tropa (Jesús), que nos acompañaron durante la tarde en el Refugio.